Contar con unas buenas ventanas con doble acristalamiento con vidrio de altas prestaciones es el primer paso para evitar la pérdida de temperatura en el hogar, en este artículo encontrarás las claves sobre este tipo de vidrios para que puedas hacer la mejor elección.

¿En qué consiste el doble acristalamiento?

En lugar de incorporar un solo cristal, las ventanas con doble acristalamiento incorporan dos cristales separados entre sí por una cámara de aire (o de gas argón). Existen varias marcas de doble acristalamiento en el mercado, como por ejemplo Guardian Select, cuyo uso licencia Guardian Glass. Este conjunto aporta mayor aislamiento térmico y mejora el confort de las viviendas, y es el estándar habitual en las nuevas viviendas y ventanas. Sin embargo, ya no es suficiente si lo que pretendemos es conseguir un aislamiento térmico decente, tanto para el frío en invierno como para el calor en verano.

Mejorar aún más el aislamiento térmico

Si al doble acristalamiento le añadimos un vidrio de capa o de altas prestaciones, como el cristal inteligente Guardian Sun, la pérdida de temperatura puede reducirse hasta un 50% frente a las ventanas con doble acristalamiento sin vidrio de capa.

Entender la composición de un doble acristalamiento

Un doble acristalamiento se compone de tres partes (vidrio 1 / cámara de aire o de gas / vidrio 2), así que lo normal es referirse a ellos con tres cifras (4/12/4… 6/16/4…) donde cada número indica el espesor (en milímetros) de cada una de las partes. El orden es del exterior al interior (vidrio exterior, cámara, vidrio interior). Por poner un ejemplo, si el instalador o fabricante nos dice que el doble acristalamiento tiene una composición 4/12/4 significa que el primer cristal tiene un espesor de 4 mm, la cámara de aire o gas 12 mm y el otro cristal será de 4 mm.

Antes se colocaban cámaras de aire de 6 u 8 mm. Sin embargo, no son la mejor alternativa en términos de eficiencia energética. Hoy en día, los espesores más habituales de las cámaras van de los 12 a los 16 mm. Desde Guardian Glass recomendamos espesores de 14 a 16 mm, que contribuirán a un mejor aislamiento térmico de la vivienda.

Hay que tener en cuenta que es común encontrarse con dobles acristalamientos que no poseen ningún tipo de vidrio de capa de eficiencia energética. Sin embargo, es algo que no debemos pasar por alto, ya que mejorará sustancialmente las cualidades aislantes de la ventana. Veamos más sobre esto en el siguiente apartado.

¿Aún tienes dudas sobre lo que esto significa? Nora te lo explica en detalle en este vídeo.

Diferentes tipos de vidrio en un doble acristalamiento

Cuando adquirimos una ventana con doble acristalamiento, debemos tener en cuenta que existen diferentes tipos de vidrios que lo componen. ¡Y no todos los vidrios son iguales! De hecho, lo recomendable es que uno de dos vidrios sea un vidrio de altas prestaciones o vidrio de capa que mejore las prestaciones térmicas de la ventana.

Te contamos más sobre los diferentes tipos de vidrios:

  • Vidrios bajo emisivos: Son cristales a los que se les ha depositado una capa de componentes metálicos sobre una de sus caras mediante un proceso de alta tecnología. Esta capa es de baja emisividad y retiene el calor del interior de una estancia, por lo que mejora el aislamiento térmico del doble acristalamiento ya que consigue reducir considerablemente las pérdidas energéticas de la estancia.
  • Vidrios bajo emisivos y de control solar: Al añadir en un vidrio bajo emisivo una capa de control solar, como sucede en el cristal inteligente Guardian Sun, se mejora sustancialmente el aislamiento en cualquier época del año. El valor U del vidrio (valor que mide el aislamiento térmico; cuanto más bajo, más aislante es el vidrio) puede llegar hasta 1,1 W/m2K y el factor de radiación solar (calor que entra en la vivienda) se reduce hasta el 43%.
  • Vidrio laminado de seguridad: Se trata de un conjunto de dos vidrios, unidos entre sí por una lámina intermedia. En caso de impacto, los fragmentos de vidrio quedarían pegados a esta lámina, reduciendo el riesgo de cortes o heridas y preservando la integridad del hueco.
  • Vidrios laminados acústicos: es un vidrio laminado pero la lámina intermedia tiene propiedades acústicas (PVB acústico) y con ella se consigue mejorar el aislamiento acústico hasta los 42dB.

¿Qué doble acristalamiento me ayuda a reducir más el gasto energético?

A la hora de plantearse una inversión rentable en términos de eficiencia energética, lo ideal es apostar por un doble acristalamiento con cristal inteligente Guardian Sun (y gas argón si hace mucho frío). Según se desprende de un estudio realizado por Tecnalia, esta combinación ayudó a reducir hasta un 38% las facturas de aire acondicionado y hasta un 14% de media en las de luz y gas, en una vivienda con orientación Noroeste de 100 m² en Madrid.

La importancia de contar con un instalador profesional

Además de tener en cuenta la elección del cristal adecuado, es igualmente importante considerar una correcta instalación y colocación. Recomendamos siempre contar con un profesional. Los principios generales de la norma UNE-EN 12488:2017, que regula la instalación de ventanas, se refieren a Independencia (no contacto) entre vidrio y otros materiales, Estanqueidad al agua y al aire, Compatibilidad de los materiales, Fijación que asegure el emplazamiento y Drenaje.

Si elegimos el mejor vidrio aislante para nuestras ventanas, pero la instalación se hace de forma chapucera, podemos perder gran parte de su efectividad. Es muy importante contar con un instalador profesional.

¿Cuánto cuesta el doble acristalamiento con vidrio de altas prestaciones? ¿Es caro?

Es una pregunta difícil de contestar porque en el precio de la ventana también estará incluido el marco o perfilería y el trabajo de instalación. Además del cristal, hay otros elementos que influyen y que sirven para configurar el potencial de nuestras ventanas. De nada servirá un doble acristalamiento si nuestro marco no es de calidad o si la instalación no la realiza un profesional cualificado. El precio no será el mismo si optamos por perfilería de madera, de aluminio o de PVC, las opciones de personalización son muchas veces las que marcarán la diferencia. No es recomendable referirse a unas ventanas como un coste, caro o barato, sino como una inversión, teniendo en cuenta el ahorro que podemos conseguir en climatización y confort, la razón de ser de un doble acristalamiento con vidrio de capa.

Si lo estás pensando, es un buen momento

Cambiar unas ventanas ineficientes por otras eficientes con doble acristalamiento y vidrio de capa es una sabia decisión. Además, es un buen momento para hacerlo porque las administraciones están apoyando con diversas bonificaciones, ayudas a la eficiencia energética o subvenciones al cambio de ventanas.

Comments are closed.